Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Previous Topic Next Topic
 
classic Clásica list Lista threaded En Árbol
17 mensajes Opciones
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Anselmo
Este mensaje fue actualizado el .
25 de julio de 2018

https://www.ecosophia.net/the-kek-wars-part-two-in-the-shadow-of-the-cathedral/

En el episodio de la semana pasada de Las Guerras Kek , hablamos sobre la manera en que la aristocracia administrativa de Estados Unidos y su amplia corte de lacayos y parásitos se retiraron a una burbuja autorreferencial para evitar advertir las consecuencias de sus políticas preferidas. Mientras lo hacían, esas políticas: el crecimiento metastático de la regulación gubernamental que estrangulaba a las pequeñas empresas y transfería poder y riqueza a grandes corporaciones y burocracias federales, las políticas comerciales que empujaban a los salarios y beneficios de la clase trabajadora por debajo de los niveles de subsistencia y la política tácita de alentar la inmigración ilegal sin restricciones que creó una gran fuente laboral de no ciudadanos que no tenían derechos y por lo tanto podían ser explotados con impunidad.  Empujó   a decenas de millones de estadounidenses a la indigencia y la miseria. Ahora es el momento de comenzar a explorar cómo se formó el contra golpe a esas políticas.

Parte de esa respuesta provino de las clases trabajadoras que se llevaron la peor parte de las políticas recién nombradas, y parte de esto provino de otros sectores de la sociedad que fueron excluidos de los beneficios del consenso político bipartidista y obligados a asumir una parte desproporcionada de los costos. Sin embargo, otro elemento de esto se desarrolló a partir de una política que las élites siempre adoptan tarde o temprano: el hábito de asegurarse de que el sistema educativo produzca más personas capacitadas para tareas gerenciales de las que las instituciones existentes pueden absorber.

¿Por qué deberían las elites hacer esto? Para ellos, al menos a corto plazo, las ventajas son obvias. Si vas a confiar el funcionamiento de la sociedad a una jerarquía de lacayos a los que se les permite levantarse de las masas desfavorecidas, pero nunca se les permite unirse a la élite sobre privilegiadas, y esta, por supuesto, es la condición normal de una sociedad compleja: es necesario imponer una lealtad rígida al sistema y las ideas que considera aceptables. La manera más efectiva de esto es establecer candidatos para pelear entre sí en una competencia salvaje que la mayoría perderá.

A medida que los los candidatos a lacayo se pisan unos a otros, abriéndose  camino a patadas y arañazos hacia un número muy limitado de posiciones de riqueza e influencia, cualquier debilidad se convierte en un arma en manos de sus rivales. Por lo tanto, puedes contar con que los mejores, los más brillantes y, sobre todo, los que han borrado de sus mentes cualquier tendencia a entregarse a cualquier pensamiento que no esté aprobado por la sabiduría convencional. Tus candidatos serán serios, idealistas, comprometidos, ambiciosos, si eso es lo que quieres que sean; pídales que sean otra cosa y también lo sabrán, porque bajo la fachada sonriente y bien arreglada, hay un grupo de conformistas aterrorizados cuyo único terror es que de alguna manera no complacerán a sus amos.

Pero son los perdedores en esa competencia quienes importan aquí. Siempre hay algunos de ellos, y en la América moderna hay muchos: hombres y mujeres jóvenes que fueron empujados a un lado en la estampida por esos puestos de riqueza e influencia, y que ni siquiera recibieron los diversos premios de consolación que ofrece nuestra sociedad el final más exitoso de los también-rans. Ellos son los que, por una u otra razón -falta de dinero, falta de talento, falta de deseo- no tomaron todas las clases correctas, no hicieron todas las actividades extracurriculares correctas, pasaron todas las pruebas correctas, piensan de la manera correcta pensamientos, y así se quedó en el camino.

No todos los perdedores en cuestión viven en los sótanos de sus madres y se pasan el día jugando videojuegos, pero una gran cantidad de ellos lo hacen. En los Estados Unidos de hoy, recuerde, los trabajos son escasos, los alquileres han sido artificialmente inflados en un grado absurdo, y lo que solía ser la trayectoria normal hacia una vida adulta independiente se ha cerrado para un gran número de jóvenes. Así que aquellos que han sido excluidos, los fracasados educados, se reúnen mediante internet, juegan videojuegos y frecuentan foros en línea como "the chans" (sitios web como 4chan y 8chan) donde las publicaciones son anónimas, las reglas que gobiernan el discurso aceptable ya no aplicar, y cuanto más ofensivo es para una persona privilegiada, mejor se vuelve.

Eso es generalmente lo que sucede cuando una élite comete el error de educar a mucha más gente de la que está dispuesta a emplear. Vea la larga historia de revoluciones y verá que, con mucha frecuencia, las personas que derrocan gobiernos y derrumban naciones son el equivalente exacto de la brigada de los sótanos actual: personas con educación pero sin oportunidades, perdedores en la lucha para el prestigio y la riqueza, que descubren cómo enarbolar su estado de excluido  de una forma u otra.

Una de las cosas que hace que los perdedores sean tan peligrosos en ese contexto es que tienen una libertad de la que carecen sus compañeros de clase exitosos: la libertad de pensar y decir lo que quieran. En la lucha por el éxito, recuerde, cualquier mínima señal de desviarse de lo aceptable es un arma en manos de sus rivales, y será utilizada despiadadamente para empujarlo a un lado y tomar su lugar. (Mire a los estudiantes en prestigiosas universidades de los EE. UU. Que buscan algún pretexto para acusarse recíprocamente de racismo o sexismo si quieren un gran ejemplo de este proceso en acción). Quienes abandonan la lucha no tienen que someterse al sofocante conformismo exigido  a sus pares exitosos, e inevitablemente hacen uso de esa libertad en formas que ofenden a los que tienen una mentalidad convencional.

Eso es inofensivo si la sabiduría convencional funciona. Deja de ser inofensivo de prisa cuando las políticas adoptadas por la aristocracia tienen consecuencias desastrosas para demasiadas personas fuera de la burbuja autorreferencial de la cultura de élite. Los aristócratas inteligentes lo reconocen y prestan atención a la forma en que sus políticas afectan la vida de la mayoría, pero aquí en Estados Unidos no tenemos aristócratas inteligentes. Tenemos aristócratas desorientados que se han atrincherado dentro de una cámara de eco de la cual se ha excluido cuidadosamente cualquier comentario sobre las desventajas de las políticas aprobadas.

Lo que ocurre en tales situaciones es que los perdedores se convierten en los únicos dispuestos a hablar sobre las cosas que más importan a muchísimas personas. Eso significa, a su vez, que cualquiera que sea la ideología que los perdedores hayan adoptado, puede convertirse en la visión que guía el cambio político radical, y si el cambio llega lo suficientemente lejos, esa ideología puede terminar imponiéndose en una nación. Si tienes suerte, los perdedores en cuestión podrían abrazar el nacionalismo democrático, y obtendrás una democracia exitosa como la Irlanda moderna o la India. Si no tienes suerte, los perdedores en cuestión podrían adoptar una ideología mucho más tóxica, y obtendrás la Alemania nazi o la Unión Soviética.

¿Y los perdedores que estamos discutiendo? Ahí es donde la Alt-derecha entra en la historia.

Si te interesa la historia de las ideas, como yo, uno de los eventos más fascinantes en los últimos doce años ha sido el ocaso del pseudoconservadurismo de la era Reagan y los primeros intentos tentativos de revivir un auténtico conservadurismo : es decir, un movimiento político y social que realmente conserva algo. Los pseudoconservadores de los tiempos de Reagan y de la era posterior a Reagan adoptaron todas las políticas principales del New Deal con de Franklin Delano Roosevelt -gastos generales a gran escala, subsidios gubernamentales para la industria privada, ampliando incesantemente programas de derechos para la clase media, ampliando incesantemente las regulaciones federales, una política exterior obsesionado con la intervención militar, y el resto- mientras arrojaba alguna migaja ocasionalmente a los conservadores religiosos y algunos otros grupos de presión de la derecha.

No es una exageración decir que cualquiera que haya propuesto las políticas "conservadoras" de hoy en una convención del condado republicano en 1960, por ejemplo, habría sido expulsado de la reunión con la fuerza suficiente como para dejar una abolladura en la acera. Hasta hace poco, sin embargo, las únicas alternativas a esa ideología falsa conservadora eran, por un lado, los neoconservadores sociables, que simplemente doblaban todas las peores características del pseudoconservadurismo estadounidense, y por el otro, una pandilla de fanáticos religiosos extremistas. y libertarios del libre mercado cuya idea de conservadurismo era perseguir sus propias fantasías utópicas arbitrarias con un entusiasmo doctrinario que coincidía mucho con el de los marxistas que  ellos odiaban tan cordialmente.

Eso comenzó a cambiar en 2007, cuando Curtis Yarvin, blogueando bajo el nombre de Mencius Moldbug, comenzó a atraer atención en línea para un conjunto de ideas que se han llamado "Neorreacción" -esencialmente, la política reaccionaria europea clásica del siglo XIX reestructurada para principios de los veinte- las condiciones del primer siglo, completa con un entusiasmo por la monarquía absoluta y un rechazo de toda la gama de valores democráticos. La Neo reacción Estuvo algo de moda en esos círculos en línea donde los excluidos gastan su muchísimo tiempo libre, y luego perdió rápidamente su novedad y se instaló en el mismo submundo de las causas Excesivamente ambiciosas donde el distributismo, la trinidad social, el sindicalismo democrático y similares tienen su hogar . Tuvo éxito, sin embargo,

También introdujo un término útil en lo que se convertiría en el vocabulario de la Alt-derecha: "la Catedral". Este era el término de Yarvin para el consenso forzado de la corriente principal, el conjunto de valores y creencias que justifican el orden existente de la sociedad y, no es coincidencia, el lugar privilegiado de la aristocracia gerencial en ese orden. Es una moneda brillante, porque atrapa la fe devota y el fervor moral con el que los creyentes en la sabiduría convencional de nuestro tiempo se reúnen alrededor de las cosas en las que creen. Al mismo tiempo, por supuesto, una catedral no es simplemente un conjunto de ideas; también es una institución que despliega una gran cantidad de influencia y riqueza, y la expresión visible de una jerarquía en la que creyentes y herejes tienen sus lugares estrictamente definidos.

Eso sí, hay mucho en lo que objetar en Neoreaction, y algunas de las cosas que siguieron a su paso fueron aún más tóxicas. Por supuesto, varias reformulaciones del fascismo y el nacionalsocialismo dieron su palabra; la corriente principal de la cultura ha puesto tanto empeño en retratar a Hitler como la antítesis definitiva de los valores elitistas de la actualidad de que era inevitable que algunos se perdieran siguiendo ese camino contraproducente. Los escritos de Julius Evola y otros tradicionalistas tuvieron su parte cuota de notoriedad, al igual que las ideologías acuñadas más recientemente. Lo único que todos tenían en común era que eran completamente inaceptables para la aristocracia de Estados Unidos, y por supuesto esa era la única característica que necesitaban. Aquellos que han sido descartados y despreciados por los guardianes del status quo solo estarán interesados ​​en las ideologías que esos mismos guardianes encuentran indeciblemente ofensivos.

Por lo tanto, todavía no tenemos una ideología de consenso entre los perdedores que hemos estado discutiendo. La etiqueta "Alt-Derecha" es una bolsa de ideas en disputa, no un conjunto específico de propuestas. La fuerte insistencia de los medios convencionales de que Alt-Right tiene que ver con el racismo, por cierto, es una desinformación directa; lo que la aristocracia estadounidense teme más que cualquier otra cosa es un acercamiento entre la clase trabajadora blanca y la clase trabajadora de color, y los constantes gritos de "racismo" de las clases privilegiadas son parte de una estrategia destinada a evitar esa pesadilla de elite definitiva .

Por lo tanto, un comodín crucial en juego, una vez que la sociedad ha generado un lote suficientemente grande de perdedores, es qué ideología se convertirá en el centro de la oposición a la élite, y en el caso presente aún no se ha decidido. Dado que gran parte de Alt-Right cerró filas en torno a la campaña de Trump cuando se puso en marcha en 2015, es muy posible que algo no muy alejado del anticuado nacionalismo democrático sea la ideología que sobresalga en la situación actual, en cuyo caso los resultados a largo plazo podrían ser bastante buenos, aunque es muy posible que en su lugar resulte algo más tóxico.

El otro comodín crucial es la elección de una estrategia básica. Si sucede que la guerra revolucionaria atrapa la imaginación de los excluidos, y pueden hacer una causa común con un sector demográfico que incluye gran parte de las filas de los militares y una gran cantidad de veteranos del ejército, entonces hay una gran posibilidad de que su sociedad se sumergirá en una guerra civil y mucha gente morirá. Si es el terrorismo lo que les atrae, un número menor de personas morirá mucho más inútilmente: el terrorismo es excelente para trabajar en su complejo mártir, pero siempre falla. (¿Puedes nombrar una organización terrorista que realmente tuvo éxito en sus objetivos políticos? No, no lo creía).

Pero también hay otras opciones, y una de ellas es mágica.

La magia, como noté en la publicación de la semana pasada, fue definida por el gran mago del siglo XX Dion Fortune como el arte y la ciencia de causar cambios en la conciencia de acuerdo con la voluntad. Es extremadamente adecuado para la política, ya que los seres humanos en la masa se dejan influir fácilmente por los símbolos y las acciones rituales. Mire la forma en que los encantamientos sin contenido como "Esperanza", "Cambio" y "Sí, podemos" ayudaron a catapultar a Barack Obama a la presidencia, y puede captar algún indicio del poder de la magia en la política. Sin embargo, lo que hace que la magia sea una fuerza extraordinariamente poderosa es que no requiere el tipo de inmenso presupuesto de mercadotecnia que la campaña de Obama usó para vender su suave y sonriente producto a los votantes; Se puede hacer con un presupuesto reducido por unas pocas personas a tiempo parcial si se hace de manera inteligente, y con suficiente dominio de los principios de la magia.

Fue en 2015, o al menos así lo he leído, que varios habitués frecuentes de "the chans" se encontraron con una escuela particular de magia moderna, la trajeron a sus foros en línea favoritos y comenzaron a hablar con entusiasmo al respecto. La forma particular de magia que introdujeron en la Brigada del Sótano se llama magia del caos y, por lo tanto, me toca relatar lo siguiente.

Ocurre que cada pocas décadas alguien trata de cerrar la brecha entre la ciencia y la magia al idear una versión de la magia que toma prestados los conceptos de las tendencias actuales de la ciencia, y oculta en profundidad aquellos elementos del ocultismo occidental tradicional que los científicos no tolerarán . Nunca logra cerrar la brecha, por supuesto, porque la ciencia moderna siempre ha definido su identidad en oposición al ocultismo, y cada vez que los magos proponen algo que se acerca demasiado a la ciencia, los científicos simplemente mueven los postes de la meta. Sin embargo, los sistemas de magia creados por estos esfuerzos tolerablemente a menudo funcionan bien en la práctica, y pueden desarrollar un amplio seguimiento.

En el siglo diecinueve, por ejemplo, los físicos teorizaron que la luz consistía en patrones de ondas en el éter, una sustancia hipotética que llenaba el universo. Los ocultistas saltaron sobre la etiqueta "éter" y la tomaron como una etiqueta para la sutil y omnipresente fuerza vital de la teoría mágica; por cierto, eso está deletreado qi en chino, ki en japonés, prana en sánscrito, y así sucesivamente a través de la lista del idiomas del mundo. (Hasta donde yo sé, los únicos idiomas en la Tierra que no tienen una palabra para esta realidad comúnmente reconocida son los idiomas dominantes de las naciones industrializadas de Occidente. ¿Es eso accidental? No es una posibilidad.)

En respuesta al préstamo de su término por los ocultistas, los científicos arrojaron el éter como una roca caliente. En cambio, la luz se convirtió en ondas de probabilidad moviéndose a través del espacio-tiempo de cuatro dimensiones. ¿Qué diferencia al "espacio-tiempo tetradimensional" de "el éter"? Puramente que el primero permite a los científicos ubicar la distancia familiar entre sus disciplinas y lo oculto. Estoy bastante seguro de que si los ocultistas empezaran a hacer gran parte del hecho de que la Tierra gira alrededor del Sol, los científicos redescubrirían las alegrías de un cosmos geocéntrico.

La magia del caos surgió de la manera habitual a fines de la década de 1970, justo cuando la actual generación de materialistas científicos radicales estaba comenzando a caminar, y es reveladora que las bestias noires de esos materialistas científicos radicales -especialmente la existencia real de dioses y espíritus , por un lado, y la eficacia de la astrología por otro lado, también fueron rechazados categóricamente por los primeros magos del caos. El objetivo de los fundadores de la nueva magia era, como de costumbre, el desarrollo de sistemas mágicos libres de la superstición pasada de moda, y por lo tanto, teóricamente aceptables para las personas que han aceptado la cosmovisión de la ciencia contemporánea.

El resultado fue un acercamiento a la magia que trata a los dioses, espíritus y otros seres mágicos como constructos totalmente imaginarios utilizados por los seres humanos para enfocar sus energías mágicas innatas. ¿Funciona? Claro, dentro de los límites que establece para sí mismo. Como un practicante descarado del ocultismo occidental tradicional, encuentro que la magia del caos me recuerda con fuerza a la cerveza light, en contraste con la rica bebida oscura del tipo de magia que prefiero, pero por supuesto hay gente a la que le gusta la cerveza light. En la magia, como tantas otras cosas, los gustos personales son lo que son, y no existe tal cosa como One True Way. Conozco personas que usan la magia del caos y obtienen buenos resultados con ella.

Sin embargo, dos elementos centrales de la magia del caos lo hicieron especialmente adecuado para la cultura de las canciones, y un tercero resultó tener una importancia decisiva en el funcionamiento de las guerras Kek. El primero de estos elementos es que los métodos de la magia del caos se combinan bien con ciertos aspectos de la cultura de los extraños en línea. La herramienta de trabajo básica de la magia del caos común o jardín es el sigil, una imagen simbólica o patrón utilizado para representar la intención de un trabajo mágico. Los memes de Internet en general son buenos sigilos, y algunos de ellos son muy buenos hipersigilos: este es el término mágico del caos para un sigilo utilizado por un grupo de personas con una intención compartida.

En segundo lugar, mientras que la magia del caos requiere tanto trabajo para dominar como cualquier otro tipo de magia, la naturaleza simplificada de su teoría y práctica hace que sea bastante fácil para los principiantes adquirir algún grado de competencia básica muy rápidamente. En particular, una cantidad bastante modesta de lectura y práctica permitirá al entusiasta principiante aprender cómo crear sigils adecuados y cargarlos con energía mágica usando cualquiera de varios métodos simples. Eso hizo posible que los chans se convirtieran en un campamento mágico de caos para miles de jóvenes que el sistema había descartado y ansiaban devolver el golpe.

El tercer punto es más sutil. La mayoría de las versiones de la magia del caos enseñan que los dioses y los espíritus son simplemente hipersigils ideados y facultados por viejas tradiciones religiosas y mágicas, en lugar de seres conscientes no físicos con sus propias intenciones y poderes. Muchos magos del caos, de hecho, tratan el universo como una pizarra en blanco en la que los seres humanos son las únicas presencias activas. Como resultado, muy pocos magos de caos aprenden cómo trabajar de forma segura con dioses y espíritus que no son productos de las mentes humanas. Eso es algo que los ocultistas tradicionales saben hacer, e informa muchas de las prácticas y enseñanzas básicas del ocultismo tradicional, pero estas protecciones se encontraban entre las cosas que los primeros magos del caos descartaban cuando rompían con el ocultismo tradicional.

Como resultado, decenas de miles de parias jóvenes e iracundos que formaban parte de las chans y una galaxia de comunidades en línea similares emprendieron el estudio intensivo y la práctica del funcionamiento mágico básico sin ningún sentido de cómo manejar las interacciones con seres no físicos, o de hecho, cualquier noción de que tales interacciones puedan necesitar ser manejadas. Eso, a su vez, garantizaba que si algo más que un ser humano se interesaba por la situación, muchos de los graduados de los campos de entrenamiento mágico de los chans serían barridos en algo sobre lo que no tenían ningún control.

Eso es lo que pasó, también. La próxima semana hablaremos sobre cómo se desarrolló ese proceso.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

None
Este mensaje fue actualizado el .
CONTENIDOS ELIMINADOS
El autor ha borrado este mensaje.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Anselmo
Este mensaje fue actualizado el .
Muchas gracias, procedo al cambio.
A mí me parece entender que algo de lo que ellos entienden por magia del caos ha habido.

Cambiando a la situación española, me pregunto si el logotipo inicial de Podemos, el Eubolo, no tendrá algo que ver con estos temas.

O incluso la simbologia  nazi en la Alemania de los años veinte.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Beamspot
En respuesta a este mensaje publicado por None
Hola, Maestros:

El propio Greer confirma en el curso sobre la Doctina Cósmica de Dione Fortune que hace que efectivamente, grupos de 4chan se volcaron en la Magia del Caos.

No explica exactamente como surgió, ya que viende de antes, pero sí que dice que es evidente que hubo bastantes practicantes que se reunieron, o más probablemente, salieron de ahí.

De hecho, entre los comentarios que hacen en esas dos entradas publicadas hasta el momento de esta entrada mía, algunos 'estudiantes' de ese curso precisamente fueron preguntando si había cosas al respecto.

Y parece que en Dreamwidth también le fueron haciendo preguntas.

Así que el bueno de JMG ha empezado a escribir sobre el tema.

Y empieza diciendo que pensaba escribirlo cuando el efecto fuese bajando, pero como parece que no baja y que la gente empieza a preguntar, ha decidido ponerse mano a la obra.

Para las dos próximas entradas tiene previsto explicar bastante más, sobre todo, de cómo la propia Magia del Caos ha 'rebotado' (blowback) o las consecuencias que ha tenido, o probablemente tiene sobre sus practicantes.

De lo más interesante para aquellos que empezamos a interesarnos por estos temas.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

None
En respuesta a este mensaje publicado por Anselmo
CONTENIDOS ELIMINADOS
El autor ha borrado este mensaje.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Beamspot
En respuesta a este mensaje publicado por Anselmo
Mmmmm.

Si te dedicas a buscar qué es el IESE y quién ha estudiado ahí, te encontrarás con algún hilo del que tirar.

Y algo de ocultismo (así como algo oculto), te encontrarás.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

None
En respuesta a este mensaje publicado por Beamspot
CONTENIDOS ELIMINADOS
El autor ha borrado este mensaje.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Dario Ruarte
En respuesta a este mensaje publicado por Beamspot
Cuánto daño ha hecho Greer !!

Resulta que ahora hay un montón de estudiantes de Magia !!

Respecto al Sigilo creo que amerita una aclaración adicional.

Si bien la explicación -y la relación etimológica- que hace David es perfecta el problema es que en TODAS LAS TRADUCCIONES al español los traductores han optado por "sigilo" y no por "sello".

NOTA: Guau !, qué pedazo de explicación te mandaste David !!

Esto nos lleva al problema de que si Anselmo cambia la traducción, posiblemente sea "correcta" pero, pierda su relación conceptual y de significado con el tema.

Creo que hay que mantener la traducción de "Sigil" por "Sigilo", no porque esté bien sino porque ya ha sido usada de ese modo en TODOS los libros y referencias.

Esto es algo parecido al famoso "octeto" que usaban los textos de informática impresos en España para referirse al Byte y que tan dificultoso hacía leerlos en su momento.

Al final creo que cedieron y hoy usan byte o bite y abandonaron el "octeto" en las traducciones.

Lo mismo aquí... sigil es sigilo en los textos y si aparecemos con "sello" me temo que estamos alterando el significado ya atribuído a la palabra.

===

Y respecto a la nota de Greer.

La Magia actúa lo sepas o no. Obviamente existen diferencias en sus resultados según el grado de sugestión o conocimiento del receptor de un acto mágico (y de las habilidades y potencias de un Mago en producir la acción "mágica").

El tema es -justamente- "esotérico" y una cosa es explicarlo y otra muy diferente creérselo. Es obvio que una persona ajena a estos temas (o que descree de ellos) niegue sus efectos o ni se ocupe de cómo ocurran o lo atribuya a la sugestión o la casualidad.

En una cultura con fuerte componente "mágico", que el brujo te enviara una maldición y esto llegaba al conocimiento de la víctima posiblemente bastaba para producir los resultados. Quizás tenía más efecto el subconciente de la víctima (que por temor o miedo producía el resultado) más que las habilidades o poderes del brujo.

En una cultura materialista y ajena a los efectos "mágicos", estos pasan a depender más de los conocimientos o poderes del Mago o Brujo porque, la psique del receptor no ayudará en nada a los resultados.

Para quien pueda pensar que esto es extraño baste citar como ejemplo el uso que se hace en la publicidad de los LOGOS.

Aún cuando una empresa no pretenda hacer "magia", cuando diseña un logo y lo usa, termina generando efectos psicológicos que, desde otro punto de vista, podríamos decir que son "mágicos".

Cuando tú ves un logo de Coca Cola por entrenamiento mental inconsciente "ves" una bebida dulce, fresca y agradable... si tiene sed casi que te conviertes en un zombie dispuesto a beberte una. Si en un supermercado tienes un largo mostrador de bebidas el logo de Coca te atraerá más que otras.

Esto tiene una sencilla explicación psicológica (años de "entrenamiento" y "adoctrinamiento" a través de la publicidad) y otra mágica (la mente colectiva, justamente por su entrenamiento y adoctrinamiento ha terminado creando una entidad en el Astral con capacidad de influencia... digamos que existe un "Dios Coca Cola" allá arriba) .

Si te gusta la explicación psicológica o la mágica, da lo mismo, tu mente reacciona identificando -y deseando- la Coca Cola.

===

El sapo verde de los muchachos de 4chain, haya estado basado o no en KEK, haya estado cargado o no como "sigilo", lo cierto es que actuó como el logo de Coca Cola... sirvió para mostrar que había "muchos" y eso les dió confianza y, a muchos indecisos los hizo definirse por Trump.

Fue "mágico" ?, fue un mero caso de "logo exitoso" ?, en realidad no tuvo nada que ver con nada y las causas del triunfo de Trump fueron otras ?

No lo sé. Abierto al debate.


Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Dario Ruarte
En respuesta a este mensaje publicado por None
Bueno... hemos escrito al mismo tiempo con David y mi texto (que iba al final) aparece ahora como "respuesta a Beamspot" (cosa que no era).

Así funciona este foro.

Ahora que leo el texto de David que ingresó antes que el mío, una vez más su explicación es FORMIDABLE (merde, qué leído que es el David )

Es correcto lo que dice pero, lo que comenta Greer también lo es.

Brevemente:

1) La Magia "tradicional" OCCIDENTAL se reconstruye (allá por el S XVIII, XIX) tratando de entroncarse con tradiciones babilónicas, egipcias y judeo-cristianas (largo de explicar en detalle pero, más o menos es así). Existe por lo tanto la aceptación de que existen "entidades sobrenaturales" (digamos Dioses, Angeles y Demonios para sintetizar) con los que se puede tratar y "negociar".
Por otro lado, el trato con estos exige conocer MUCHAS COSAS porque, sólo puede hacerse CON SEGURIDAD respetando ciertos rituales de invocación y protección sin los cuales el Mago puede resultar dañado.

2) Como esta escuela "tradicional" es larga y engorrosa (hay que aprender un montón de cosas complicadas y complejas y usar el griego, el hebreo o el latín), han sido muchos los que se han apartado de esas prácticas buscando "simplificarlas".

3) La Escuela de la "Magia del Caos" es una de estas simplificaciones (la Wicca es otra, agrego). Y dice Greer que es más aceptada a nivel "científico" (o al menos, por mentes menos dispuestas a creer en un mundo "sobrenatural") porque, justamente, tiene que ver con las teorías de la Física Cuántica y su visión del Universo. La realidad es "cuántica" (probable) y por lo tanto puede ser influida en una dirección u otra, etc.

4) Greer señala -en esta segunda nota- que los seguidores de la Magia del Caos tienen algunas técnicas sencillas que producen ciertos resultados (y su uso de los sigilos es una de estas técnicas "simplificadas"), pero, que al desconocer la realidad más "profunda" (la existencia de otras entidades sobrenaturales con sus propios intereses y su propia -y más poderosa- capacidad de modificar la realidad), no atienden con el debido cuidado los rituales de protección y por ello son más propensos a sufrir consecuencias negativas.

===

Para que nos entendamos... un "Mago del Caos" es como un ciudadano moderno usando la electricidad... sabemos que "está ahí", sabemos que enchufamos algo y apretamos un botón se "enciende" y, con eso, podemos hacer cosas (calentar la leche en el microondas, encender el velador o el aire acondicionado) pero, realmente NO TENEMOS NI IDEA cómo funciona en profundidad y, desde ya, si nos sacan de esos usos sencillos no tenemos los conocimientos para otra cosa (como instalar una red eléctrica o producir electricidad).

Así como podemos usar esta fuerza (la electricidad) con cierto éxito en esas tareas sencillas, es más probable que hagamos saltar un tapón, un disyuntor o muramos electrocutados a que lo haga un electricista entrenado o un Ingeniero Eléctrico.

- Un "Mago de Verdad" es un Ingeniero Eléctrico.
- Un "Mago del Caos" o una "Bruja Wicca" son ciudadanos que usan la electricidad para poner en marcha el televisor.

Más o menos por ahí va el comentario de Greer.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Beamspot
En respuesta a este mensaje publicado por None
Maestro David/Demóstenes:

Me he releído la traducción del Druida que hace el Gran Anselmo, y en e mismo texto dice explícitamente que a 4chan alguien introdujo el tema, y de ahí salieron un montón de 'aprendices de brujo', aunque no dice explícitamente que sean de la Magia del Kaos, que empezaron a practicarla mediante las 'Guerras Kek', también llamadas 'Guerra de los Memes' (¿Sigils?).

Que el campo de entrenamiento de la Magia del Kaos se forjó en el 4chan, pero que de ahí paso a otros planos, es algo implícito, no explícito, de su texto.

Según algunos 'guerreros Kek', son más de 120.000, aunque me cuesta de creer que todos sean practicantes de dicha magia, más bien, muchos de ellos no tendrán ni idea que haya magia detrás de esto, aunque probablemente haya un reducto que se dedique a ir haciendo cosas y pasándolas a los 'soldaditos de a pié' que forman ese contingente.

De hecho, dudo que en total no lleguen ni a los 10.000 'soldaditos' o gente que se ha metido en las 'guerras Kek' y que no practican magia, y probablemente no lleguen ni a 1000 los que sí la practican.

Aún así, esta claro que los integrantes de estas guerras han estado practicando y encontrándose fuera de 4chan, y probablemente han usado los chans para ir 'reclutando', bien adeptos al círculo mágico, bien 'soldados rasos'.

Por cierto, un placer leerte, como siempre. ¿No se te habrá ocurrido publicar cosas en algún blog, por casualidad? Con las cosas que explicas, creo que no sería el único en leerte, aunque sí uno de los primeros.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Beamspot
En respuesta a este mensaje publicado por Dario Ruarte
Desde mi desconocimiento absoluto de la magia, tus dos últimas frases son el concepto que me ha quedado del texto del Druida.

Como Ingeniero Electrónico, además (en el sentido literal todo), también me he llevado muchos calambrazos, algunos imporantes (me quedó un brazo tonto un cuarto de hora o así). Que sepa de electricidad no me ha impedido que me lleve algunos (muchos) palos, aunque el conocimiento me ha permitido minimizar los daños o salir hasta bien parado de esas situaciones.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Kanbei
En respuesta a este mensaje publicado por Anselmo
Gracias por el gran trabajo de traducción Anselmo.

Veremos a dónde llega el Druida,
porque siempre se anda por las ramas.

En USnA hay una lucha de poder bestial. Los Estados Unidos de Norteamérica es una gigantesca máquina de poder corporativa desde los tiemos de MacKinley, el presidente que inició la expansión yankee invadiendo Cuba, Puerto Rico, Isla de Guam y Filipinas, últimas provincias españolas de ultramar.

En la lucha de poder han sido asesinados varios presidentes norteamericanos, entre ellos el propio MacKinley. Pero el trono de USnA está ocupado por La Bestia, que alimenta las dos facciones, viendo cómo se debilitan mutuamente.

4chan ha sido el lugar donde canalizar esta lucha, ya que es el canal donde vierte sus informaciones QAnon. Nadie sabe quién es, un oficial de inteligencia? Steve Bannon? pero está sacando a la luz revelaciones sobre una élite pederasta, de sacrificios rituales, que estaría encarnada en un monstruo llamado Hillary.
Lolita Express, Pizzagate, Ping-Pong ... investiguen por su cuenta.

Trump, llegó al poder prometiendo drenar la ciénaga, pero o era una promesa falsa, o el Deep State es más profundo que la ciénaga, o él mismo forma parte de la ciénaga.

Recordemos que la Alt-Right, es decir la extrema derecha blanca e identitaria está subvencionada por la misma Bestia que todos los movimientos globalistas Wellcome Refugees, Femen, Orgullos Variados, etc.

La Bestia es dual también? O hay dos Bestias? Por aquí más lecturas curiosas, ahora que llegan las vacaciones de verano.
https://benjaminfulfordcastellano.wordpress.com/2018/07/13/09-07-18-detenciones-en-agosto-anuncio-del-11-de-septiembre-en-septiembre-y-jubileo-en-octubre/
Querido lector, si caíste por casualidad en este foro ya es demasiado tarde. No te molestes en entender el pico del petróleo, a partir de ahora podrás grabar con tu móvil secuencias terriblemente bellas de la Tercera Guerra Mundial. Sonríe!
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

None
En respuesta a este mensaje publicado por Beamspot
CONTENIDOS ELIMINADOS
El autor ha borrado este mensaje.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

hector77
En respuesta a este mensaje publicado por Anselmo
Madre mia. Aparte la pequeña paliza de traduccion del pobre Anselmo.....
Esto no hay quien lo pueda cojer decentemente con pinzas.
Valoro los aportes del Druida pero de vez en cuando creo sr le va....la pinza.
Si me dicen que esto es el contenido de una telenovela tipica yankee de mil episodios (la serie Dallas con su Jr por la temporada 100), se quedan cortos a mi parecer.
Prerequisitos o lectores a los que va dirigido: norteamericanos, internetadictos, conspiranoicos.....riase usted de Iker Jimenez (al cual de tanto en tanto veo).
En fin que estoy deseando que el Druida recupere la sencilla a la vez que inteligente claridad mental y expositiva .
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Anselmo
No te creas, es traducción automática cotejada seguidamente con el original para eliminar incongruencias. Tengo la esperanza de que el resultado final sea aceptable mente Inteligible, así que me dejas con la duda.
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

hector77
Anselmo, no dudes de tu trabajo.
Es claramente una sucesion de argumentos y nombres incorporados en conspiraciones (o miniconspiraciones) entrelazadas, y ello viene del mismo Greer.  Tu no dudes de tu trabajo.
Estoy seguro que el siguiente contenido de nuestro adorado druida sera mucho mas recomendable.
Sigue asi Anselmo
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Re: Las guerras Kek, segunda parte: a la sombra de la catedral

Anselmo
Ya está subida la tercera parte. En ella hay no pocos términos del argot de la succultura de los chains y de la magia del caos, que no puedo interpretar. Para mí es como si fuese chino mandarín.